Reconocido como la raza de perro más rara del mundo, el Shar Pei, o "pelo de arena" según su traducción, es un ejemplar que podemos encontrar cada vez con más frecuencia en nuestras ciudades. Pero, ¿qué sabemos realmente de esta raza china? Hoy en Mascotea, te desvelamos los rasgos generales de esta raza misteriosa.

Peso y tamañoPromedio de vidaRelación con los niños
De 17 a 25 kg. Altura hasta la cruz:
  • Machos: de 46 a 51 cm
  • Hembras: de 41 a 51 cm
9-11 años. Regular. Necesita una buena socialización.
Relación con los gatosRelación con los perrosNecesidades de mantenimiento
Mala. Regular, necesita estar bien socializado.
 
Hay que tener cuidado con ojos, orejas y piel.
 
Características principalesEnfermedades comunesGrupo
Cariñoso con su familia e independiente. Perro leal. Dermatitis y alergias. Según FCI:Grupo 2: Molosoides.
Según AKC: Grupo 6: Perros de compañía.

Shar Pei 2

Descripción

La principal característica que podemos distinguir en nuestra raza de hoy, son sus llamativos pliegues que le hacen ser tan "achuchable". Según va creciendo, el Shar Pei deja de tener tantos pliegues en el cuerpo, aunque mantiene bien visibles los de la cabeza. Estos pliegues han de ser cuidados y limpiados con frecuencia para evitar una posible dermatitis, ya que, además, su piel es muy grasa. Es precisamente la grasa de su piel la que le hacía resbalarse de entre las fauces de sus adversarios, pues en la antigüedad se utilizó como perro de caza y más tarde de pelea, y sus arrugas servían también para disminuir la importancia de las mordeduras de sus openentes.

La cabeza es grande con el cráneo plano y una simpática lengua azulada (que según la leyenda le hacía parecer más fiero), una potente mandíbula y dentadura, y orejas pequeñas. Su cuerpo es compacto y musculoso. 

Podemos encontrar muchas variedades en el pelaje de estos perros, pero siempre serán colores sólidos: negro, crema, leonado, leonado rojizo, rojo, sable, albaricoque, chocolate, isabella, y azul. La trufa puede ser negra o rosa y negra.

No tienen una excelente visión periférica debido a que parte de los pliegues de la piel les cubren parte de los ojos. Es por ello que es mejor no acercarse demasiado por los lados para evitar que pueda asustarse o ponerse en guardia.

Shar Pei 4

Carácter

Como buen perro guardián, es una raza que protegerá a su familia de los extraños, con los que se mostrará reticente hasta comprobar que son aceptados por la familia. Es un perro leal a su entorno  y se muestra cariñoso con los suyos, siempre y cuando ese cariño sea también devuelto a él.

Aunque de cachorro tiene tendencia a jugar con las patas, lo que puede producir zarpazos que hay que tener en cuenta principalmente con los niños, y además tiene tendencia a utilizar mucho la boca y morder, quizá algún tiempo más que otras razas, de adultos suelen ser perros equilibrados y de carácter sereno, aunque no por ello dejan de actuar como perros guardianes, marcando su territorio.

Cuidados

  • Baño muy puntual: El Shar Pei tiene una grasa corporal que le protege y por eso no es aconsejable bañarlo más que 1 ó máximo 2 veces al año. Al hacerlo, hay que asegurarse de que la piel se quede bien seca.
  • Ejercicio físico: Como en todos los animales, ele ejercicio físico es fundamental para tener una buena salud física y mental. No es un perro que necesite correr largas distancias, pero sí un paseo diario que le permitirá adaptarse a cualquier lugar para vivir.
  • Alimento: no es una raza que tolere demasiado bien la carne de ave, por lo que habrá que tenerlo en cuenta a la hora de elegir la alimentación adecuada.

Enfermedades

El síndrome del corvejón hinchado (amiloidosis sistémica) es una de las enfermedades que puede tener nuestro Shar Pei, y que conlleva la muerte cuando el animal es aún jóven. El perro tendrá fiebre y poco apetito, así como letargo y dolor en la trufa al tocarle. Las articulaciones se le quedan rígidas y con frecuencia, hinchadas.

Además hay que tener especial cuidado con sus ojos, ya que puede darse con relativa facilidad el entropión (doblez del párpado hacia dentro) o ectropión (doblez del párpado hacia fuera). 

Por otro lado, sus pequeñas pueden contaminarse con facilidad y crear infecciones, y las arrugas de su cuerpo han de tener una buena higiene para evitar la dermatitis.

Cachorritos de Shar Pei

Historia

Aunque los comienzos de la raza no están completamente definidos, sí sabemos que llevan con nosotros desde antes de la dinastía Han, allá por el 255 a.C., aunque la raza ha sufrido algunas variaciones, como por ejemplo la aportación de los pliegues de su piel, que no tenía en sus orígenes. Se cree que esta raza viene del Mastín Tibetano y del Chow-Chow, aunque esta información fue destruida y no ha llegado hasta nosotros con total certeza.

Debido a la guerra en China, muchas de las razas por aquel entonces quedaron casi extinguidas, entre ellas las de nuestra raza de hoy, primero por la consideración de las mascotas de ser animales de lujo, teniendo que pagar cuantiosas multas por su tenencia (1940) y 7 años más tarde con la consideración de que los perros debían ser alimento debido a la tremenda pobreza que asolaba el país. 

Pero esta raza tuvo un gran protector, Matgo Law, que se preocupó por su recuperación y consiguió la exportación a Estados Unidos de varios individuos con lo que trabajaba para su crianza, donde finalmente se libraron de su extinción.

En un principio se consideraron perros de caza y posteriormente perros guardianes. Más adelante se han utilizado para ser perros de pelea, pero con un resultado mediocre, puesto que aunque sus caracterísiticas físicas entraban dentro de las necesidades de las personas inhumanas que realizaban estas salvajes prácticas, su carácter poco sanguinario lo hacía poco apropiado.

Hoy es un perro de compañía que comparte hogar con muchas familias por el mundo.

Entrenamiento / adiestramiento

Los Shar Pei son perros inteligentes, pero eso no significa que vaya a ponértelo fácil a la hora de adiestrarlo. Aprovecha si tienes un Shar Pei de cachorro para enseñarle las pautas de un buen comportamiento: si haces algo bien, serás recompensado por ello. Es un perro tozudo, pero eso se soluciona con mucha perseverancia. Además, aunque sean perros leales a su familia, también se muestran muy independientes, motivo por el cual deberás motivarlo concienzudamente y generar con el adiestramiento un gran vínculo y deseo de continuar entrenando.

Jamás hay que adiestrar a un perro desde el castigo y la agresividad, pero concretamente con un Shar Pei, utilizar la violencia solo empeorará su carácter y es probable que se torne agresivo también. Es un perro muy sensible y un solo error de este tipo en su entrenamiento puede tener graves consecuencias, pues lo recordará posiblemente el resto su vida.

Un trabajo importante para realizar con el Shar Pei es su socialización con extraños y son niños.



  Sobre el autor

Miriam Sainz Sánchez

Apasionada de los animales, lleva muchos años conviviendo y aprendiendo de ellos. Adiestradora canina y amante de la naturaleza, es además una gran entusiasta de las palabras y los viajes. Siempre con mascotas.

  Anuncio

Adiestramiento de perros en Madrid

  Anuncio

  ¡Síguenos!

  Anuncio

  Anuncio

Asociación sin ánimo de lucro para el rescate y protección de galgos